El batido verde de frutos rojos y espinacas es, posiblemente, uno de los batidos verdes más fáciles y rápidos que hay.  Una de sus ventajas es que es un batido que suele gustar mucho a las personas que no están acostumbradas a los batidos con verduras. Además, es una bebida cargada de fibras y antioxidantes, que ayuda tu sistema digestivo y tu sistema inmunitario. A pesar de ser muy sencillo, es un batido bastante completo y saludable.

Sencillez y gusto

Las lectoras y los lectores habituales de este blog saben que me gusta mucho la sencillez en la cocina. 

Cada día leo decenas de recetas naturales que me hacen flipar por la cantidad de ingredientes y la dificultad de elaboración. Justo ayer topé con una receta de un batido verde que llevaba más de 20 ingredientes. Cuando una receta tiene esa cantidad de ingredientes, por naturales que sean, lo saludable se vuelve dudoso…

La receta de la que te voy a hablar hoy, el batido verde de frutos rojos y espinacas, es de las más sencillas y deliciosas. 

Los ingredientes del batido verde de frutos rojos y espinacas se encuentran fácilmente en todos los mercados o tiendas de frutas y verduras. Además, los frutos rojos se pueden usar frescos o congelados.

En mi casa no falta nunca una bolsa de frutos rojos congelados.

La ventaja de tener los frutos rojos en el congelador es que puedes usarlos en tus batidos sin tener que programarlo antes. 

Con una bolsita de frutos rojos congelados también puedes preparar una deliciosa mermelada sin azúcar.

Receta de batido de frutos rojos y espinacas

Ingredientes

  • Media taza de frutos rojos (frescos o congelados)
  • Un puñado de espinacas
  • 1 taza de leche 
  • Un plátano maduro

La preparación es muy simple: solo hay que limpiar bien las hojas de espinacas, poner todos los ingredientes en el recipiente de la batidora y triturar.

Como ya he dicho anteriormente, el sabor del batido de frutos rojos y espinacas es muy agradable hasta para las personas que no están acostumbradas a la idea de tomar batidos con hortalizas. 

Además, si tienes niños puedes añadir un par de dátiles o una cucharada de pasta de dátiles. El batido en sí es bastante dulce, pero ese extra de dulce que dan los dátiles puede ser una forma para convencer a los más pequeños a renunciar, en ocasiones, a un bollo. 

Si te ha gustado este artículo podrías compartirlo en tus redes sociales. Me ayudarías a hacer crecer este blog y a continuar a publicar nuevas ideas todas las semanas. 

Pin It on Pinterest