Uno de los alimentos más valorados en la actualidad es el cacao, y es que, desde tiempos prehispánicos, esta semilla de origen tropical era tan valorada que incluso llegó a ser usada como moneda por los mayas. Hoy en día el cacao está presente en todo tipo de productos, desde alimentos, dulces o repostería, hasta artículos de belleza.

Además de su delicioso sabor, el cacao tiene detrás una gran cantidad de beneficios para salud gracias a sus propiedades antialérgicas, antiinflamatorias, antioxidantes e incluso anticancerígenas. A continuación, te contaré cuáles son los beneficios de consumir cacao.

Mejora tu estado de ánimo

El cacao se considera como uno de los antidepresivos naturales más potentes en el mercado. Esto debido a que contiene una gran cantidad de flavonol, una sustancia orgánica la cual influye directamente en el área del cerebro responsable de las emociones.

De la misma forma, además de mejorar nuestro ánimo, el cacao influye en los procesos de nuestro cerebro responsables de actividades cognitivas como la concentración, memoria e incluso el procesamiento de información. Por si fuera poco, el cacao también es afrodisíaco gracias a su alto contenido en feniletilamina, otra sustancia encargada de la satisfacción y el placer. 

Beneficios para la salud cerebral

Como ya mencionamos, el cacao cuenta con un alto contenido en flavonol y esto supone un beneficio directo para nuestro cerebro. Además de ayudarnos a mejorar el estado de ánimo, dicha sustancia ayuda a proteger a nuestras neuronas de la degeneración y el envejecimiento.

De acuerdo con diversos estudios, esta función como neuroprotector es capaz de prolongar las funciones de memoria y aprendizaje de nuestro cerebro. De igual manera, la investigación arrojó que el cacao estimula el flujo sanguíneo a nivel cerebral reduciendo así el riesgo de infartos o derrames cerebrales.

No más problemas premenstruales

Es común que, durante el periodo premenstrual, las mujeres sufran de todo tipo de problemas, desde dolorosos cólicos hasta cambios de humor. Afortunadamente el cacao puede ayudar a reducir la intensidad del llamado “síndrome premenstrual”, el cual afecta a muchas mujeres.

Comer cacao, o cualquiera de sus derivados como el chocolate, harán que el conteo de serotonina aumente, lo que ayudará a atenuar los cambios de humor. Es por esa razón que comer chocolate resulta ser tan común antes y durante del periodo menstrual de cada mujer.

Reduce la fatiga crónica

Uno de los síndromes que más afectan a personas hoy en día es el síndrome de la fatiga crónica el cual puede producir, además de falta de energía, una gran cantidad de problemas de salud. Para combatirlo, el comer cacao y sus derivados es una de las mejores ideas pues además de ser delicioso, es muy bueno.

Después de comer cacao se producirá una reacción en la cual nuestro cerebro liberará una serie de neurotransmisores como serotonina, feniletilamina y anandamida, los cuales tendrán un efecto calmante en nuestro cuerpo. Además, el cacao tiene efecto antioxidante, así como nos brinda una gran cantidad de energía. 

? !Empieza el día con energía con un batido de cacao y avena!

Dile adiós a los signos de la edad

Gracias al gran contenido de antioxidantes, el cacao no solo ayuda a detener la degeneración de las neuronas, también actúa como un potente antioxidante general. Esto gracias a que los antioxidantes presentes en el cacao combaten los radicales libres, responsables del envejecimiento.

Según diversos estudios, el accionar del cacao contra el envejecimiento y la degeneración celular, no solo ayuda en el aspecto estético, también ayuda a prevenir enfermedades. Por sus efectos, el cacao cuenta con la misma potencia que el vino tinto o el té verde.

Tratamiento complementario a trastornos neurodegenerativos 

La estrella del cacao, a nivel de beneficios, son los flavonoles los cuales son los encargados de la mayoría de sus propiedades. Algunos médicos y expertos en enfermedades neuronales coinciden en que dicha sustancia orgánica puede ser un buen complemento a tratamientos de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer.

Al proteger a las membranas celulares de nuestras neuronas de la oxidación por estrés, así como la degeneración por la edad y por diversos padecimientos, se puede atenuar el efecto de las enfermedades. Es por eso que, si sufres, o conoces a alguien que sufre de estas enfermedades, lo ideal es comer cacao, chocolate, cocoa, etc.

Controla tu presión arterial

Si bien el consumo de azúcar en exceso puede provocar que tu presión arterial aumente, consumir cacao hará que esta se nivele. Y es que comer cacao ayudará a la producción de óxido nítrico, el cual ayuda a la relajación de los vasos sanguíneos.

Así, el cacao te ayudará a controlar de forma natural tu presión arterial fomentando que tanto las arterias como los vasos sanguíneos permiten un mejor flujo de la sangre. Además, sus efectos antioxidantes protegerán al corazón de accidentes cardiovasculares causados por la presión arterial alta.

El cacao y la diabetes

Nuevamente retomamos el tema del azúcar pues es común el mito de que, cuando se tiene diabetes no se puede comer cacao. Esto es falso en realidad pues además de que existen opciones para diabéticos, el cacao también ayuda a combatir dicha enfermedad.

El cacao, sobre todo en estado puro, actúa de tres formas para combatir a la diabetes. La primera forma es mediante la regulación de los niveles de glucosa en sangre, la segunda es directamente en la producción de insulina y la tercera tiene que ver con el metabolismo de la glucosa. Así, con solo comer esta delicia de la naturaleza puedes regular tu nivel de azúcar en sangre.

¿Problemas de asma? No más.

Si bien respirar cacao no es algo que resulte muy agradable, o común, en realidad no tienes que respirarlo para que este te ayude a reducir los efectos del asma.

Y es que, gracias a su contenido de xantina y teofilina, el consumo de los granos de esta planta selvática y sus derivados te ayudará a reducir los espasmos, así como la inflamación de los bronquios. De esta forma, podrás respirar mucho mejor durante una crisis de asma leve.

Protege la piel

Desde hace muchos, pero muchos años, el cacao se usa para proteger la piel. Además de estar presente en bálsamos y cremas, tiene otros beneficios directos. Uno de ellos es su capacidad antiséptica ya que ayuda a combatir enfermedades en la piel, así como fomenta la cicatrización en caso de Heridas.

Otra propiedad, y esta va más hacia el cacao comestible, es el hecho de que su alto contenido de antioxidantes protegerá la piel del desgaste natural. Por si fuera poco, su consumo ayuda a producir enzimas naturales las cuales protegen a la piel de los rayos UV de forma natural, además, mejoran su hidratación, densidad y elasticidad.

Protege a tu sistema cardiovascular

Hoy en día, una de las causas de muerte más comunes son los infartos los cuales suelen ser desencadenados por problemas cardiovasculares. Comer cacao, aunque parezca opuesto al concepto de cuidado de la salud, te ayudará a mantener tu corazón protegido.

Gracias a su contenido de diversas sustancias naturales, no solo podrás reducir el nivel de colesterol en sangre, también podrás evitar la formación de peligrosos coágulos. Así podrás prevenir todo tipo de enfermedades cardiovasculares como infartos, derrames cerebrales, etc.

Prevenir la obesidad

Aunque no lo creas, como pasa con la diabetes, el cacao te ayudará a prevenir a obesidad, eso sí, si lo consumes sin azúcar. De acuerdo con estudios, el cacao tiene un efecto saciante en el cuerpo, reduciendo así el apetito, además de que potencializa el consumo de calorías.

De esta forma, el cacao de forma pura ayudará a que el metabolismo vuelva a su cause mejorando así la síntesis de la grasa corporal. Eso sí, como ya mencionamos, debes de cuidar que sea cacao puro, que no sea manteca ni cacao con azúcar porque el efecto sería el opuesto.

Prevenir el cáncer

Quizás, la propiedad más sorprendente del cacao es su capacidad para prevenir el cáncer de forma eficiente. Según algunas investigaciones, este actuaría como un inhibidor del crecimiento de células cancerosas sin afectar las células sanas, como pasa con fármacos como la quimioterapia.

Dichas investigaciones han demostrado que esto sería gracias al alto contenido de diversas sustancias. Además, al actuar como un potente antioxidante se protegerían a las células de su degradación natural, evitando así el cáncer. Ente los tipos de cáncer que puede prevenir el cacao están el cáncer de colon y de próstata.

¿Cómo consumir cacao para obtener estos beneficios?

Si bien el cacao está disponible en una y mil formas, dependiendo del uso será la forma en la que podamos encontrarlo. Por ejemplo, si lo queremos usar para la piel podremos encontrarlo en cremas o en bálsamos, e incluso nosotros podemos hacer una pasta.

? Batido de pera, caqui y cacao: ¡desayunando con postre!

Para obtener sus beneficios directos en nuestro cuerpo, como prevenir el cáncer, reducir el colesterol, azúcar o mejorar nuestro estado de ánimo, lo ideal es consumirlo lo más puro posible. Chocolates con un alto contenido de cacao puro, sin azúcar, son quizás la mejor forma de obtener sus beneficios y su delicioso sabor. 

Pin It on Pinterest